Asociación Amigos de la Ópera de Sabadell Asociación Amigos de la Ópera de Sabadell
Asociación Amigos de la Ópera de Sabadell
Òpera a Catalunya


Asociación Amigos de la Ópera de Sabadell - Representaciones
· Conciertos
· Óperas
· Recitales

Asociación Amigos de la Ópera de Sabadell - Representaciones
· Temporada 2019 - 2020
· Temporada 2018 - 2019
· Temporada 2017 - 2018
· Temporada 2016 - 2017
· Temporada 2015 - 2016
· Temporada 2014 - 2015
· Temporada 2013 - 2014
· Temporada 2012 - 2013
· Temporada 2011 - 2012
· Temporada 2010 - 2011
· Temporada 2009 - 2010



Plaça Sant Roc, 22 2on 1a
08201 Sabadell
Barcelona . España
Tel. 93-725 67 34
Tel. 93-726 46 17
Fax. 93-727 53 21
EMail: aaos@aaos.info

Macbeth

MACBETH

Giuseppe Verdi
29/04/2020 - 17/05/2020

Ópera en cuatro actos (sobretitulada en catalán).

Texto de Francesco Maria Piave, con significativas aportaciones del compositor, y basado en la tragedia de Shakespeare (1605)

Estrenada en el Teatro della Pergola de Florencia, el 14 de marzo de 1847.



Representaciones Reparto Argumento Articulo

ACTO I

Rayos y tormenta son la decoración perfecta para la primera escena, en la que tres brujas están entrando en relación con lo sobrenatural; de repente, se oye un golpe de tambor y penetra al caer un noble, acompañado de un amigo: son Macbeth y Banquo, que interrogan las brujas; cada una de ellas saluda entonces Macbeth todo profiriendo sendas profecías según las cuales el noble será señor de Glamis, de Cawdor y, pronto, rey de Escocia. Banquo, intrigado, pide su opinión respecto a su futuro; ellas le pronostican entonces que su descendencia será formada por soberanos; los dos amigos quedan muy sorprendidos por las palabras de las tres mujeres. Su asombro queda interrumpido por la llegada de mensajeros los que anuncian la muerte del señor de Cawdor, con lo cual su título pasa a Macbeth. Este, entonces, comienza a preocuparse por la coincidencia de los hechos y a imaginar, a regañadientes, la manera de hacer realidad el tercer vaticinio según el cual debe convertirse en rey.

 

Lady Macbeth ha sido informada por carta del hecho y de la repentina ascensión de su marido y, llevada por la ambición, imagina también el mejor camino para quedarse con la corona escocesa. Un lacayo entra y le comunica que el rey ha decidido pasar la noche en el castillo de Macbeth y que ya está a punto su llegada acompañado de su hijo y del propio Macbeth; la mujer entonces continúa madurando los mismos propósitos sanguinarios que, una vez llega Macbeth, explica a su esposo; éste, a pesar de su estado de ánimo favorable, duda en seguir sus propósitos, pero la mujer le convence. Llega la noche; Macbeth, amedrentado por la magnitud del crimen que está a punto de cometer, comienza a ver visiones: un puñal se le aparece llenándolo de miedo; finalmente, suena la hora convenida y penetra en las habitaciones del rey; animado por su esposa se acerca al rey y lo mata de un golpe. Cuando sale, sin embargo, de la cámara real, los remordimientos se han amparado de él: sintió una frase de uno de los adormecidos soldados a la que no pudo responder. Lady Macbeth le tranquiliza como puede y le toma de las manos el puñal asesino, que deja caer disimuladamente entre la guardia para hacer recaer en ajena el magnicidio y luego lava cualquier mancha que pueda levantar sospechas en los anfitriones. Poco después, llegan Banquo y Macduff; el primer exclama de la crueldad de los elementos que le han impedido descansar; el segundo, que tenía el encargo de despertar pronto el rey, vuelve de su cuarto desconcertado por el terrible hecho de que acaba de descubrir. Todos los habitantes del castillo se despiertan y, corazón, exigen que el magnicidio sea castigado.

 

ACTO II

Macbeth ha conseguido, efectivamente, hacer realidad el tercer vaticinio y se ha convertido rey de Escocia, pero este hecho no ha traído la tranquilidad a la pareja, ni contando con el hecho de que la culpabilidad del magnicidio ha recaído en el príncipe Malcolm, que ha huido a Inglaterra. Preocupa el pronóstico de las brujas sobre Banquo y su real descendencia, que amenaza su estabilidad. Decide, de común acuerdo con Lady Macbeth, deshacerse de Banquo y de su hijo en una cadena sanguinaria que no parece llegar a su fin.

 

Es de noche; en los alrededores del castillo de Macbeth unos malhechores esperan la llegada a la fiesta de Banquo y de su hijo; estos llegan con mucha precaución por las sospechas que tienen de las intenciones de Macbeth; con todo, sin embargo, los bandidos se lanzan sobre ellos y matan Banquo; su hijo Fleance, pero, avisado por el padre, consigue huir. Todos los invitados al banquete de Macbeth llegan y saludan cariñosamente su rey. La alegría que reina ala GranSalano impide, sin embargo, que los remordimientos de Macbeth vayan minando su estado de ánimo, sobre todo cuando uno de los malhechores se acerca y le hace saber la muerte de Banquo y la huida de su hijo. Macbeth entonces se acerca al sitial destinado a Banquo y pretende sentarse, pero la visión de su fantasma no se lo permite. Los invitados quedan muy sorprendidos por la extraña actitud de Macbeth, que su esposa intenta aligerar llamando a la alegría del banquete. Macbeth, pero sigue viendo la aparición y mostrando un estado de abatimiento que hace despertar sospechas sobre su actitud en los últimos hechos a todos los invitados a la fiesta. Macduff levanta y decide abandonar Escocia afirmando que no es el lugar adecuado para la gente honrada.

 

ACTO III

Cargado de remordimientos, Macbeth se acerca nuevamente a la guarida de las brujas, decidido a saber el destino que le espera a través de las fuerzas sobrenaturales. En un clima tenebroso y enfervorizado aparece de entre la humareda una cabeza recubierto de yelmo que recomienda a Macbeth de guardarse de Macduff; cuando el rey quiere saber más, la visión se desvanece; se presenta entonces una cabeza de niño lleno de sangre que afirma que Macbeth puede continuar su camino sanguinario caro ningún hijo nacido de mujer no lo podrá matar; también esta aparición se desvanece cuando Macbeth intenta saber más; la tercera aparición es un fin de chico coronado y con una rama en la mano que le comunica que tiemble cuando vea que el bosque de Birnam se le acerca. Macbeth, entonces, entendiendo que este último vaticinio es imposible, pide a las brujas que averigüen el significado de la supuesta estirpe real de Banquo; una tétrica visión surge entonces, ocho reyes alineados detrás de los que camina con pesadez Banquo el cual lleva un espejo. Macbeth, olvidando que se trata de fantasmas, se tira contra ellos y, finalmente, pierde el conocimiento.

 

Lady Macbeth se presenta en el lugar y, cuando su marido ha devuelto en sí, le pide explicaciones sobre los augurios de las brujas; cuando Macbeth le ha informado sobre el destino que les espera; ambos deciden entonces destruir el castillo de Macduff y aniquilar su familia y continuar sus propósitos sanguinarios para mantenerse al frente de Escocia.

 

ACTO IV

En un lugar apartado y desierto en la frontera entre Inglaterra y Escocia, una bandada de refugiados que han tenido que abandonar sus casas debido a la crueldad de la represión de Macbeth, entonan un canto de añoranza y de venganza seguido por el grito desesperado de Macduff que ha sido enterado de la suerte que les ha tocado a su esposa e hijos. Todos esperan anhelantes durante destronar al rey sanguinario y devolver la paz a su país. Un toque militar les hace darse cuenta de la llegada de un ejército al frente del cual Malcolm, el heredero de la corona escocesa; este pide a los refugiados información sobre el lugar en que se encuentran. Se hace saber entonces al príncipe que se encuentra en el bosque de Birnam; Malcolm, pues, ordena que sus soldados rompan ramas de los árboles con el fin de protegerse en la marcha hacia el castillo; éste explica a los refugiados que se dirige al palacio para tomar venganza sobre Macbeth; Macduff está invitado, pero este afirma que difícilmente podrá vengar la destrucción de que ha sido objeto; aun así, todos los presentes se disponen a marchar contra el castillo.

 

El médico real ha sido llamado por la dama de honor de la reina para que él mismo pueda comprobar el estado de excitación que reseca su señora; efectivamente esta aparece en estado de sonambulismo y todo restregándose las manos en un intento de limpiarse la sangre que cree tener, dice palabras que acaban por convencer a los presentes de la culpabilidad de la reina en los hechos sanguinarios que han sucedido últimamente en Escocia. Después de su paseo onírico, la reina se vuelve, moribunda, en la cama. Mientras Macbeth, cada vez más abatido por los hechos que ha protagonizado, considera su desesperada situación, que se agrava cuando se le hace saber la muerte de su esposa; de golpe, los soldados le anuncian que el bosque de Birnam se acerca al castillo; Macbeth ordena que todos los soldados estén preparados para la batalla final. Tiene lugar la gran batalla en el seno de la cual Macduff y Macbeth enfrentan; el rey está convencido de que su enemigo no puede matarlo, pero Macduff le cuenta que él fue sacado del seno de su madre antes de nacer; acto seguido le da muerte. Todos aclaman entonces el nuevo rey de Escocia y celebran jubilosos el fin de una estirpe real que sólo había llevado maldades en el país conducida por la ambición y el deseo de venganza.



<< Volver

Calendario

Anterior AGOSTO 2019
Siguiente

LU MA MI JU VI SA DO
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31  

Día con actividad Día con actividad
Día actual Día actual

Obras

La Cenerentola

LA CENERENTOLA
Gioacchino Rossini
23/10/2019


La traviata

LA TRAVIATA
Giuseppe Verdi
19/02/2020


Macbeth

MACBETH
Giuseppe Verdi
29/04/2020


Patrocinadores
Generalitat de Catalunya Ayuntamiento de Sabadell Ministerio de Culura - Gobierno de España Con el soporte de:
Colaboradores
CatMúsica CatMúsica CatMúsica CatMúsica CatMúsica CatMúsica CatMúsica CatMúsicaCatMúsica
Asociación Amigos de la Ópera de Sabadell Asociación Amigos de la Ópera de Sabadell
Plaça Sant Roc, 22 2on 1a . 08201 Sabadell . Barcelona . España . T. 93-725 67 34 i 93-726 46 17 . F. 93-727 53 21 . E. aaos@aaos.info
© Copyright 2004 . Normas de uso . Política de privacidad . Nota Legal . Política de cookies . Mapa Web . Nif. G58192709 . Producido por Anunzia
La Asociación . El Coro . La Escuela . Obras . Representaciones . Multimedia . Noticias . Tarifas . Haz-te Socio . Contacto
Ópera XXI